Una boda especial, algo lindo donde me invitaron a trabajar. Compartir este día con Alexandra y Roberto empezó muy temprano en las montañas de Heredia. En el hotel Chalet El Tirol, y toda la mañana tuvo ese aire frío y fresco de la zona, y lleno de alegría por el evento. Una boda judía y muy entretenida, y un brunch delicioso.

Les deseo a Alexandra y a Roberto, la mayor de las felicidades.

Comment